En clase En formación Para profes TemasELE

Conectar contenido y experiencia (PDP_ELE 2015)

Después de una larga pausa por fin puedo continuar con PDP_ELE 👍🎊 🎉. Es un lujo poder escuchar a tantos expertos de ELE con solo conectarme a internet (gratis). Gracias por este regalo a la editorial Edinumen.

En este capítulo se han tratado básicamente la imagen y la musicalidad. He podido escuchar a tres expertos del tema: Javier Ávila (imagen mental), Ma. del Carmen Fonseca (musicalidad y lenguaje) y Ben Goldstein (el uso de vídeos en clase). En general, ha sido muy interesante ver, a través de las diferentes reflexiones, cómo ha evolucionado el uso de las imágenes, los vídeos y la música en la clase de lengua extranjera en los últimos años. Su explotación ya no tiene solo como uso el componente lingüístico, sino también el afectivo, cognitivo, crítico. ¡Qué suerte poder acompañar ese desarrollo y qué reto! Pues aquí voy con mis metas:

Meta#6, crear momentos, espacios en la clase, en los que mis estudiantes puedan desarrollar su “inner speech”, esa habla interna, individual, que los ayuda a prepararse para comunicar sus ideas. De acuerdo a Ávila, esto puede ayudarnos a tener una sensación de control del proceso de transmisión y publicación de nuestro discurso. El control de la imagen interna permite generar un discurso potente, seguro de sí mismo. Para ello, es importante como docente tener en cuenta el componente afectivo el case.

Ya compartía en Twitter una de las tantas ideas de Ma. del Carmen Fonseca:

Fonseca nos recuerda con todas sus investigaciones y trabajos la relación entre musicalidad y lenguaje, y la importancia de tener en cuenta la inteligencia musical en clase – esta es la primera inteligencia que todos desarrollamos ya desde bebés.Hay tantos aspectos a tener en cuenta, no solo es la fonética y la prosodia, también el efecto mnemotécnico y la conciencia fonológica que tienen las canciones, y, lo que más me ha encantado: el afecto vocal, las melodías de nuestro discurso como docentes – no es lo que dices, sino cómo lo dices. Así que, mi meta#7 es más que nada un tipo de slogan basado en una frase que ha dicho Fonseca: lo que alegra al corazón y a la mente se aprende mejor. Hay razones afectivas y neurocognitivas potentes para la música instrumental y vocálica en el aula.

Bernstein nos sitúa en el contexto actual, estamos rodeados de vídeos, muchos de nosotros formamos parte de la generación Youtube y también muchos de nuestros alumnos. Al llevar vídeos a clase o compartirlos con nuestros estudiantes es bueno tener siempre el valor de la imagen en mente para el desarrollo del pensamiento crítico y la conciencia intercultural, además, claro del input lingüístico, pero aún este requiere el desarrollo de una competencia socio- e intercultural crítica. Leer tras las líneas [note] Lectura obligatoria para todo profe de ELE: Daniel CASSANY. Tras las líneas. Sobre la lectura contemporánea, Anagrama, Barcelona, 2006. 297 páginas. ISBN: 84-339-6236-1.[/note] como dice Daniel Cassany, en este contexto podemos agregar también ver y escuchar.

Todo eso requiere un trabajo cognitivo mayor no solo por parte de los estudiantes, sino también de los docentes a la hora de elegir un vídeo. Para esto último Bernstein recomienda informarnos sobre los intereses de nuestros estudiantes, ¿qué ven ellos?, elegir vídeos que ellos puedan imitar con sus propias creaciones, breves (de 3 – 5 minutos), actuales y virales (y en este sentido debemos ser excelentes curadores de contenidos). Mi meta#8 es ser competente socio- e interculturalmente en la elección de los vídeos que comparto con mis estudiantes y desarrollar la creatividad del alumno a partir del vídeo con actividades críticas, creativas y comunicativas.

Pues ahí vamos.

Me encantará leer tus comentarios.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: